Varios muertos, decenas de heridos y miles de evacuados tras la ruptura de la presa de Kajovka

 Cinco personas han muerto ahogadas tras la ruptura de la central hidroeléctrica de Kajovka en la provincia de Jersón, confirmó este jueves el alcalde de Nóvaya Kajovka, Vladímir Leóntiev, durante el programa Soloviov Live.
Los fallecidos estaban pastando al ganado, y los servicios de emergencia están evacuando a otras dos personas que lograron sobrevivir, agregó.
Actualmente en los hospitales de la región permanecen internadas 60 personas, que están recibiendo asistencia médica, principalmente por hipotermia y enfermedades agudas, según las autoridades locales.

Las inundaciones a causa de la ruptura de la represa han ocasionado daños a más de 14.000 viviendas en 15 localidades de la provincia de Jersón y han provocado la evacuación de 4.500 personas.

El ataque a la hidroeléctrica de Kajovka en la madrugada de este martes causó rupturas en la represa e inundaciones masivas a ambos lados del río Dniéper. En la provincia de Jersón se decretó el estado de emergencia por el desastre.
Vladímir Putin calificó el ataque como una «acción bárbara» y «una apuesta peligrosa en la escalada de las hostilidades». Acusó a Kiev de cometer «crímenes de guerra», utilizar «abiertamente métodos terroristas» y organizar «sabotajes en territorio ruso».
Scroll al inicio